Eva y Juanjo

Conoce a los expertos en educación emocional de 'Escuela de cuidados'

Conscientes de la necesidad de acompañar a las personas que cuidan, especialmente de quienes lo hacen de manera no profesional, y de la importancia del desarrollo de habilidades emocionales para abordar los cuidados, Cuidopía estrena la serie audiovisual de carácter divulgativo 'Escuela de cuidados'. El proyecto cuenta con la presencia y consejos de Eva Peñafiel y Juanjo Rabanal, Psicopedagogos y especialistas en Educación Emocional, a quienes hemos entrevistado para conocer un poco mejor.

 

EM-56182. Mayo, 2021

Cuidopía

Eva Peñafiel y Juan José Rabanal están acostumbrados a motivar, día a día, a estudiantes universitarios en clase. Sin embargo, es la primera vez que se ponen delante de una cámara, lo que supone todo un reto en su carrera. Con una larga trayectoria en el ámbito social y educativo, son los encargados de acompañarnos en cada episodio de 'Escuela de cuidados', facilitándonos claves y herramientas para gestionar emocionalmente situaciones cotidianas que se dan en las relaciones de cuidado. Hemos hablado con ellos sobre su experiencia y su visión de los cuidados.

¿Qué os impulsó a trabajar en educación emocional?

Eva: Al principio porque iba mucho en la línea de cómo soy, pero lo cierto es que aprendes de las cosas que más necesitas. El ser mamá, por ejemplo, me hizo darme cuenta de que tenía una serie de necesidades para las que requería seguir aprendiendo y trabajando. Lo que yo había aprendido, mis teorías, me venían muy bien para mis clases. Pero yo veía que en mi día a día, tenía una serie de necesidades emocionales que no sabía cómo afrontar. Fue más una necesidad mía personal y familiar, la que me hizo decir: “Yo quiero desarrollar una mejor versión de mi misma para dársela a las personas que más quiero”. Y por supuesto, eso es algo que también ha acabado aportando a mi trabajo profesional.

Juanjo: De manera instintiva siempre me dirigí hacia el trabajo con las emociones. Y además estaban mis referentes, sobre todo mi padre, que tenía mucha inteligencia emocional, y eso lo he vivido. Al estar además en entornos educativos, he querido transmitir ese estilo por el ambiente que genera, las conexiones y la utilidad que tiene en procesos de enseñanza y aprendizaje.

¿Qué es 'Escuela de cuidados' y a quién se dirige?

Eva: 'Escuela de cuidados' aborda diferentes temas relacionados con la gestión emocional en el ámbito de los cuidados y se centra en las personas cuidadoras. A lo largo de los diferentes capítulos que componen cada unidad, se van viendo situaciones cotidianas con las que se enfrentan las personas que cuidan y que a veces no saben cómo manejar a nivel emocional. Vamos dando pautas, consejos y herramientas para tratarlas de una manera más satisfactoria, tanto para la persona que cuida, como para quien recibe los cuidados.

 

“Escuela de cuidados aborda la gestión emocional en el ámbito de los cuidados”.

 

Juanjo: ¿Quién no cuida? No vivimos aislados. De una manera u otra todos cuidamos de alguna persona. 'Escuela de cuidados' está dirigida a acompañar y dotar de recursos y herramientas prácticas para la gestión emocional de los cuidados a las personas que se dedican a cuidar. Especialmente para las cuidadoras y cuidadores no profesionales. El contenido tiene un formato muy didáctico y dinámico, donde se ofrecen recursos para poner en práctica y se complementa con la participación de personas expertas en las temáticas de cada capítulo.

Eva y Juan

¿Qué supone para vosotros participar en un proyecto como 'Escuela de cuidados'?

Eva: Es emocionante. 'Escuela de cuidados' es un proyecto que aúna diferentes enfoques con los que me siento muy identificada. Por un lado, esa vocación vinculada a lo sanitario que siempre he sentido y, por otro, con el área de lo social de la que yo vengo y donde trabajamos con personas con discapacidad, personas dependientes, el cuidado de la infancia… Está todo muy relacionado y creo que reúne e integra diferentes ámbitos de trabajo.

Juanjo: Desde la adolescencia he ido siguiendo un cierto recorrido que me ha traído hasta aquí. Y me doy cuenta de que a mí lo que me interesa es ser útil, para mí mismo y para los demás. Estar en un proyecto como 'Escuela de cuidados' me hace sentirme útil al poder transmitir lo que hemos aprendido, en lo que he profundizado y sigo profundizando a nivel profesional y en lo personal. Aplicar nuestro modelo al ámbito sociosanitario es un paso más.

'Escuela de cuidados' está enfocada a aprender a manejar la parte emocional de los cuidados. ¿Qué van a encontrar las personas que accedan a los contenidos?

Juanjo: 'Escuela de cuidados' ofrece sensibilidad, una manera de conectar y de 'estar' con otras personas. De gestionar la parte emocional de los cuidados y abordarla de manera práctica. No vamos a hablar desde lo teórico o académico, vamos a trabajar las habilidades. Y para eso es necesario ir a la práctica y con ejemplos concretos. Partimos del cuidador, que tiene que identificar las necesidades de la persona que está cuidando, el contexto en el que está, cuál es su papel y qué puede aportar. Y todo eso se consigue a raíz de la toma de conciencia, desde el respeto mutuo y trabajando con las emociones.

Video en Ipad

Video en Ipad

Eva: De una manera o de otra, todos nos dedicamos al cuidado de alguien. Los contenidos que ofrece 'Escuela de cuidados' nos pueden servir a todos para desarrollarnos y mejorar nuestros cuidados en el ámbito personal, familiar o de manera profesional. Lo que van a encontrar son ejemplos muy reales de situaciones relacionadas con la parte emocional de los cuidados con los que cualquiera, aunque no se dedique al cuidado de personas dependientes, se puede sentir identificada. Y, sobre todo, muchas ideas para poder llevarlo a la práctica. Porque muchas veces todos queremos hacer las cosas mejor, pero no sabemos cómo. 'Escuela de cuidados' pone ejemplos, modela una manera más respetuosa de hacerlo y con más cariño.

 

“Escuela de cuidados nos puede servir a todos para desarrollarnos y mejorar nuestros cuidados en el ámbito personal, familiar o de manera profesional”.

 

En un momento como el que vivimos, ¿por qué es importante un proyecto así?

Eva: Un momento como el actual, donde se está generando mayor tiempo de convivencia, más personas que necesitan apoyo y ayuda de otras, hace que también tengamos que poner el foco en nosotros. En cuidarnos, en estar bien para poder cuidar mejor a los demás. El bienestar es esencial y a veces no sabemos cómo lograrlo. Los tiempos por los que estamos pasando nos están retando a que paremos a pensar en esto. Para poder cuidar de otros, tenemos que ejercer también el autocuidado.

Juanjo: En cualquier relación es tan importante cuidar del otro como cuidarte tú. Además, en estos momentos, ya sea si hablamos de cuidados en un ámbito profesional o en tu entorno familiar o personal, la crisis socioemocional que está teniendo lugar nos está afectando a todos y necesitamos aprender a gestionar el estrés que nos provoca, el cambio de nuestras rutinas… Y si, además, tienes que cuidar de otra persona, se vuelve más necesario aún el autocuidado. En un momento así, 'Escuela de cuidados' es un recurso fundamental para ayudarnos en esta tarea.

En vuestro día a día, ¿de qué manera están presentes los cuidados?

Eva: La parte del autocuidado sigue siendo algo en lo que trabajo. Me tengo que recordar cada día que tengo que dedicarme tiempo para mi, para tomar aire y recuperar energía. Llevamos una vida muy acelerada, tenemos una familia a la que cuidamos, nuestro trabajo, proyectos que nos apasionan que también requieren nuestro tiempo... Y todo eso nos mantiene muchas veces en un nivel de estrés y alerta permanente que hace que tengamos menos paciencia. Si no dedicamos tiempo a recuperar la calma y sentirnos bien, no solo podemos llegar a enfermar nosotros, sino que nuestras relaciones de cuidado también pueden verse afectadas. Por eso intento recordarme cada día que es necesario dedicarme un tiempo a cuidarme.

Juanjo: El nivel de actividad que estamos teniendo sumado a esta pandemia a mí, en algunas épocas, me ha descontrolado. Pero sí que tengo el hábito desde hace muchos años de cuidarme y disfrutar de mis espacios y tiempos. Porque de otra manera no puedo generar la energía para ofrecer a otros. Y eso es algo muy importante recordarlo en el caso de las personas que cuidan. Tener tiempo para uno mismo y cuidarnos nos permite también cuidar mejor de otros.

 

“Si no dedicamos tiempo a recuperar la calma y sentirnos bien, no solo podemos llegar a enfermar, sino que nuestras relaciones de cuidado pueden verse afectadas”.

 

Eva y Juan

Puedes ver todos los vídeos y el contenido adicional de Escuela de cuidados en nuestra web y redes sociales.

Más personas que inspiran cuidados